¿Por qué mientras más como, más hambre me da?

administrador
Por: CHRISTUS MUGUERZA
Comprometidos con la Salud y el Bienestar de las comunidades desde hace más de 100 años. Queremos que tu vida entera esté llena de experiencias memorables.
¿Te ha pasado que tienes mucha hambre, comes y después de un rato vuelves a sentir hambre? Esto te empuja a comer cada vez más y por supuesto tiene consecuencias negativas en tu Salud. Pero, ¿acaso lo que comiste contiene mucha azúcar o carbohidratos?

Hace algunos años el Doctor David S. Ludwig, Director del programa contra la obesidad del Children’s Hospital en la ciudad de Boston, realizó un estudio sobre cómo influye el desayuno en la intensidad del hambre que sufres después de unas horas de haberlo consumido: A tres grupos de adolescentes que sufrían de sobrepeso les sirvieron desayunos y almuerzos que aportaban exactamente la misma cantidad de calorías, pero que sin embargo aportaban distinta cantidad de nutrientes:

  • El desayuno del primer grupo contenía 64% de carbohidratos, 16% de proteínas y 20% de grasas (alto en carbohidratos y bajo en grasas).
  • El desayuno del segundo grupo contenía los mismos porcentajes de nutrientes que el primero, pero los carbohidratos provenían de alimentos ricos en fibra.
  • El desayuno del tercer grupo, sin embargo, era bajo en carbohidratos, contenía alimentos sin almidón y una mayor cantidad de frutas y verduras.

Durante las cinco horas siguientes a los tres grupos se les dio la facilidad de acceder a todo tipo de alimentos, y fueron los adolescentes del grupo 1 –que previamente habían ingerido mayor cantidad de carbohidratos- quienes comieron alimentos que contenían 600 calorías más que los que consumieron los adolescentes de los grupos 2 y 3.

¿Y esto qué significa? Que el alto consumo de alimentos con carbohidratos provoca que las personas ingieran más comida, pues despierta el hambre apenas dos horas después de tu comida: cuando nuestro cuerpo recibe una gran carga de glucosa proveniente de los carbohidratos, la insulina actúa bajando la glucosa. El cuerpo, para reponer los niveles de glucosa, experimenta hambre y volvemos a comer, pero cada vez en cantidades mayores, lo que genera un círculo vicioso.

Recuerda que una dieta balanceada es la mejor opción para asegurar tu bienestar: no olvides nunca incluir en tus comidas algunas frutas y verduras, y consumir cereales integrales.

¿Conoces más formas de controlar tu peso con la alimentación? ¡Cuéntanos en los comentarios!

No olvides compartir esta información con todos los que quieres para que juntos cuidemos nuestra Salud.

Regístrate a nuestro Newsletter

* Campo requerido
Información de interes

Comentarios