Detección oportuna del Cáncer Cervicouterino

Por: Francisco A. González Ávila
Ginecólogo Colposcopista en CHRISTUS MUGUERZA Hospital Sur

Hace poco más de  30 años poco sabíamos de la relación  entre el Virus del Papiloma y los tumores malignos, pero al paso del tiempo hemos llegado a conocer su importancia en el desarrollo del cáncer cervicouterino, que aún es uno de los más  frecuentes en México. Efectuarse el estudio de papanicolau se ha considerado durante muchos años como la mejor forma de prevenir el cáncer cervicouterino, y esto se refleja en el hecho de que mas de la mitad de las mujeres a quienes se les diagnostica el cáncer no se habían hecho el estudio durante los últimos 5 años.

La presencia del VPH no necesariamente significa que la mujer tendrá un cáncer. Clic para tuitear

Por otro lado, también es cierto que la presencia del virus no necesariamente significa que la mujer tendrá un cáncer. En realidad, las dos terceras partes de las infecciones por el virus del papiloma evolucionarán hacia la curación aún en forma espontánea, y solo menos del 2%  de las pacientes desarrollarán un invasor si no reciben el manejo adecuado.

Hay que recordar que el estudio de Papanicolau tiene un inconveniente: su sensibilidad limitada, ya que detecta solo 6 de cada 10 casos positivos en una primera muestra. Esto lo podemos mejorar muchísimo si realizamos una colposcopía a las pacientes.

La colposcopía es un estudio de visualización directa del cérvix y todo el tracto genital inferior mediante el uso de un microscopio especializado para la observación a través de la vagina. Es un estudio no invasivo, bastante bien tolerado, y que en manos expertas solo toma algunos minutos. La misma paciente y su familiar pueden observar el curso del estudio  si se usan  monitores externos y mediante la instilación de algunas substancias podemos detectar la presencia del Virus de Papiloma Humano y sus lesiones con una seguridad bastante cercana al 100% por lo que se procede a la toma de la biopsia, se confirma el diagnostico sobre un área específica y de acuerdo al resultado se ofrecerá un tratamiento adecuado: desde la utilización de medicamentos tópicos, congelación, electrocirugía y últimamente la utilización del Láser CO2.

También cabe señalar que en los últimos años ya se cuenta con una vacuna para la prevención de las enfermedades por virus del papiloma y que idealmente debiera aplicarse antes de que la mujer iniciara su vida sexual. El hombre también puede recibir la vacunación  de la misma manera que las mujeres.

Regístrate a nuestro Newsletter

* Campo requerido
Información de interes

Comentarios