Cáncer de Colon, ¿qué es y cuáles son sus síntomas?

administrador
Por: CHRISTUS MUGUERZA
Comprometidos con la Salud y el Bienestar de las comunidades desde hace más de 100 años. Queremos que tu vida entera esté llena de experiencias memorables.

Por: Dr. Eduardo Mendoza Fuerte

Gastroenterólogo

CHRISTUS MUGUERZA Hospital Sur

 

El cáncer de colon es el cáncer del intestino grueso. El cáncer rectal es el cáncer del recto (que es la parte del intestino grueso más cercana al ano). Estas formas de cáncer tienen muchas características en común. A menudo, se las conoce juntas como cáncer colorectal.

El cáncer colorectal es el principal cáncer de tubo digestivo, la segunda causa principal de muerte por cáncer en los Estados Unidos. Muchas de estas muertes ocurren cuando el cáncer se detecta demasiado tarde para tratarse en forma eficaz. Si el cáncer colorectal se descubre en forma suficientemente temprana, por lo general, es muy tratable y no pone la vida en peligro.

¿Cuáles son los signos y los síntomas del cáncer colorectal?

La mayoría de los tipos de cáncer colorectal comienzan como un pólipo. Al principio, un pólipo es un crecimiento inofensivo en la pared del colon. Sin embargo, a medida que un pólipo se agranda, puede convertirse en un cáncer que crece y se propaga.

Consulte a su médico si tiene alguno de los siguientes signos de advertencia:

  • Sangrado del recto.
  • Sangre en las heces o en el inodoro después de evacuar el intestino.
  • Cambio en la forma o la consistencia de las heces (como diarrea o estreñimiento que dura varias semanas).
  • Dolor de tipo cólico en la parte inferior del estómago.
  • Una sensación de molestias o necesidad imperiosa de evacuar el intestino cuando no hay necesidad de hacerlo.
  • Debilidad o fatiga.
  • Pérdida de peso involuntaria.

Otras afecciones pueden provocar estos mismos síntomas. Usted debe consultar a su médico para encontrar qué es lo que está provocando los síntomas.

¿Cuándo debo realizarme pruebas para detectar el cáncer colorectal?

El cáncer colorectal es más común en las personas mayores, por lo que los médicos, por lo general, realizan pruebas de detección en personas de 50 años o más. Algunas personas tienen factores de riesgo que les aumentan la probabilidad de presentarlo cuando cuando son jóvenes. Las pruebas de detección deben comenzar a realizarse en forma más temprana en estas personas.

Usted debe realizarse pruebas de detección del cáncer colorectal a una edad más temprana si:

  • Ha tenido cáncer colorectal o pólipos en el pasado.
  • Tiene antecedentes familiares de cáncer colorectal o pólipos.
  • Tiene colitis ulcerosa o enfermedad de Crohn.
  • Tiene un síndrome de cáncer de colon hereditario.

Si usted está en uno de estos grupos, también podría necesitar realizarse pruebas más a menudo que una persona que no tiene factores de riesgo de tener cáncer colorectal.

Cualquiera de los programas de pruebas de detección (con un examen de tacto rectal en cada prueba de detección) puede realizarse cada 5 a 10 años, a partir de los 50 años.

Hable con su médico de familia para determinar qué pruebas de detección debe realizarse y con qué frecuencia. Si no tiene ningún factor de riesgo de tener cáncer colorectal, probablemente se realizará la primera prueba de detección alrededor de los 50 años.

¿Qué son las pruebas de detección del cáncer colorrectal?

Las pruebas de detección pueden descubrir pólipos o cáncer antes de que alcancen el tamaño suficiente para provocar síntomas. Las pruebas de detección son importantes porque la detección temprana significa que el cáncer puede tratarse en forma más eficaz. Su médico elegirá las pruebas que son adecuadas para usted. A continuación, se incluyen algunas pruebas de detección del cáncer colorrectal:

  • Examen de tacto rectal. En este examen, su médico le coloca el dedo enguantado en el recto para encontrar cualquier crecimiento. Este examen es simple de realizar y no es doloroso. Sin embargo, dado que este examen puede detectar menos del 10% de los casos de cáncer colorrectal, debe realizarse junto con otra prueba de detección.
  • Enema de bario. Para esta prueba, se le hace un enema (inyección de líquido en el recto) con un líquido que hace que el colon aparezca en una radiografía. Su médico observa la radiografía para encontrar los puntos anormales en todo el colon. Si usted tiene un punto anormal o si el radiólogo le detecta pólipos en el colon, es probable que su médico le recomiende realizarse una colonoscopia.
  • Análisis de sangre oculta en las heces. Mediante esta prueba se busca en las heces sangre que usted que no puede ver. Determinados alimentos y medicamentos pueden hacer que esta prueba dé resultados positivos, aunque no tenga realmente sangre en las heces. Esto se llama prueba “positiva falsa”.
  • Colonoscopia. Antes de hacerle esta prueba, le dan un medicamento para hacer que se relaje y sienta sueño. Se introduce en el recto un tubo delgado y flexible conectado a una cámara de video, que permite que el médico observe todo el colon. Este tubo también puede usarse para extraer pólipos y cáncer durante el examen. La colonoscopia podría provocar incomodidad, pero, por lo general, no es dolorosa.
  • Colonoscopia virtual. Esta es una nueva prueba en la que se usa una máquina para hacer tomografías computarizadas (CT, por sus siglas en inglés) que toma imágenes del colon. De esta manera, su médico puede ver todas las imágenes combinadas en una computadora para determinar si tiene pólipos o cáncer. Si su médico le detecta pólipos u otras anormalidades en el colon, deberá realizarse una colonoscopia tradicional para examinarlos en más detalle o extraerlos.
  • Sigmoidoscopia flexible. Esta prueba puede provocar un poco de incomodidad, pero permite a su médico ver los pólipos cuando son muy pequeños (antes de que puedan detectarse con un análisis de sangre oculta en las heces). Dado que la sigmoidoscopia flexible podría no detectar los pólipos cancerosos que se encuentran en la parte superior del colon, algunos médicos prefieren la colonoscopia. Su médico analizará con usted estas opciones.

Regístrate a nuestro Newsletter

* Campo requerido
Información de interes

Comentarios